5.3 Tipos, Tamaños y estilos de letra

La posibilidad de establecer diversos tipos de letra en documentos de Word es una de sus características más utilizadas desde sus orígenes. El número de tipos de letras (también llamadas "fuentes") disponibles en Word depende del número y tipo de fuentes instalados en Windows. En algunos casos la instalación de impresoras o de programas agrega nuevas fuentes a nuestra computadora. Algunos programas de diseño añaden a Windows una cantidad importante de fuentes, tal es el caso de Corel Draw! que puede instalar centenares de las mismas. Incluso existen fabricantes de software que se dedican a vender colecciones de fuentes para que el usuario siempre pueda tener un tipo de letra para cada ocasión. Y si busca un poco en Internet, descubrirá que existen miles de sitios donde es posible obtener fuentes de todo tipo de modo gratuito. Así que por variedad, nadie se puede quejar.
Para cambiar el tipo de letra hay que resaltar el texto y luego elegirlo de la lista desplegable que está en la cinta, en la ficha "Inicio", en la sección del mismo nombre.
De modo similar podemos modificar el tamaño de la fuente. La lista desplegable con los tamaños está a la derecha del tipo.

(v5-07)


Con la lista de fuentes de la cinta podemos cambiar rápidamente el tipo de letra utilizado en el texto, pero adicionalmente podemos realizar otros cambios a la apariencia del documento con el cuadro de diálogo "Fuente" que surge con el disparador de la misma sección. Algunos efectos especiales que podemos obtener con el cuadro de diálogo "Fuente" pueden verse aquí:


(v5-08)

Independientemente de estas opciones, aún podemos agregar estilo a cada tipo de letra: negrita, itálica, subrayada, con diversas variantes, y tachado utilizando la cinta. Los botones de la cinta que nos permiten agregar estilo al texto también están en la sección "Fuente". Sobre un mismo texto pueden combinarse 2, 3 y hasta los 4 estilos; esto es, puede ser una frase subrayada, en negritas, en cursivas y tachada.

(v5-09)


 
5.4 Enfatizado y color del tipo de letra

A su vez, podemos enfatizar algunas partes del texto resaltándolo con algún color, tal como puede hacerse con un plumón "marca texto". Así como podemos determinar otros colores para las letras en sí. Para eso sirven los botones que están a la derecha de los que acabamos de revisar.

(v5-10)


5.5 Letra capital
Llamamos letra capital al efecto de agrandar la primera letra del primer párrafo de un documento. Es un estilo que suele usarse a menudo en los libros, sobre todo si son de cuentos infantiles. Para crear una letra capital simplemente ubicamos el cursor al inicio del párrafo y usamos el botón "Letra capital" de la sección "Texto", de la ficha "Insertar". Del menú desplegable del botón podemos abrir un cuadro de diálogo para indicar el tipo de fuente para la letra, el número de líneas que va a abarcar y su posición.


(v5-11)

5.6 Bordes y sombreado

Algunas partes del documento pueden destacarse del resto con el uso de bordes y sombreados. Recuerde que para aplicar bordes, como sombreado, debe resaltar la parte del texto que va a modificar. Nótese que el botón "Bordes" es desplegable, mostrando diversas opciones, toda vez que es posible ubicar bordes solo en la parte superior del texto resaltado, por ejemplo, o en su borde derecho, etcétera. A su vez, la última opción del botón "Bordes" abre un cuadro de diálogo que con las respectivas opciones de sombreado nos permite hacer una enorme cantidad de combinaciones Estimado lector: experimente con él.

(v5-12)


La aplicación de estos bordes no debe confundirse con la creación de tablas. De hecho, el botón "Bordes" nos permite modificar también la apariencia de una tabla, pero este es tema del capítulo 6, así que dejemos un momento a las tablas tranquilas.

5.7 Encabezados y pies de página

La utilización de las opciones de la sección "Encabezado y pie de página" de la ficha "Insertar", nos permite agregar elementos comunes a todas las páginas de un modo simple y automático. Por ejemplo, al pie podemos insertar el número de página o la fecha de elaboración del documento. En el encabezado podemos insertar el nombre de la compañía a modo de membrete. Estas opciones son, por supuesto, también una posibilidad para elaborar  papelería personalizada de una pequeña empresa. Cuando utilizamos los botones para crear un encabezado o pie de página, Word nos presenta una lista de opciones de diseño para los mismos. Después de seleccionar dicho estilo, podemos editar nuestro encabezado o pie con nuestra información.

(V5-13)


Como puede observar, los encabezados y pies de página, son áreas que quedan reservadas en todas las páginas para contener los elementos que en ellos pongamos. Por ejemplo, en el encabezado, además de texto, podemos añadir imágenes. En el pie puede ir el número de página, la dirección de la empresa y su correo electrónico, entre otros muchos elementos que pueden insertarse, y editarse, con las herramientas de la fichas contextual "Diseño" que aparece en la cinta de opciones.


 
5.8 Fondos de página

Con las opciones de encabezado y pie de página anteriores tendríamos suficientes herramientas para crear papelería con membrete para un negocio, pero eso no tenía por qué conformar a los programadores de Word.
En la ficha "Diseño de página" encontramos distintas herramientas para darle mayor realce a las páginas, independientemente de lo que hagamos con el texto. La sección "Fondos de página" tiene 3 opciones interesantes, estudiémoslas en orden.

5.8.1 Marca de Agua.

Desde su versión XP, Word incluye la característica de poder añadir una imagen o texto como marca de agua, lo cual suele utilizarse con frecuencia para poner el logo de las empresas.
Sobra decir que esta imagen puede ser creada con cualquier programa de dibujo o diseño y grabada en cualquier formato de mapa de bits, como "BMP", "JPG", "TIF" o "GIF". Word modificará la imagen decolorándola, para que funcione como marca de agua.
Veamos el cuadro de diálogo para crear este efecto.

(V5-14)

5.8.2 Color de página.

Como ya mencionamos, en la misma sección tenemos un menú para dotar de color a las páginas. Pero  no se trata solamente de colores simples, podemos hacer degradados, combinaciones y otros efectos de relleno en donde, por ejemplo, podemos usar texturas. Aquí sólo nos resta sugerirle que experimente con el cuadro de diálogo correspondiente.

(V5-15)

5.8.3 Bordes de página.

Los estilos de borde que podemos ponerle a una página se configuran con el cuadro de diálogo del mismo nombre que aparece en esta sección. De nueva cuenta, se trata de experimentar con el sin fin de combinaciones posibles. Le recomiendo en particular las opciones de la lista "Arte", bien puede un día llegar a ocuparlas para hacer una tarjeta de invitación para la fiesta de su hijo.

(V5-16)


5.9 Estilos

Cuando elaboramos un documento muy largo, una tesis por ejemplo, con capítulos y subcapítulos, con notas al pie de página, citas a otros textos y muchos otros elementos, es importante mantener la coherencia en el formato. Es decir, los títulos de cada capítulo deben tener el mismo tipo y tamaño de letra, así como la misma alineación. Lo mismo puede decirse de los párrafos, que seguramente tendrán un tipo de letra y sangría distintos a los de las citas. El primer párrafo de cada capítulo, como ya vimos, podría tener una letra capitular. Los subtítulos podrían estar en una fuente especial y en negritas, por mencionar otra posibilidad.
Esto implica por supuesto el problema de tener que estar dándole a cada elemento el formato adecuado. Habría que buscar, por ejemplo, cada título y cambiar manualmente el tamaño de letra, la alineación y otros elementos.
Sin embargo, eso puede simplificarse creando "Estilos". Un estilo es un conjunto de características de formato que quedan asociadas a determinado nombre. De ese modo, podemos ir seleccionando texto y aplicarle alguno de los estilos preexistentes en Word o algún otro que hayamos creado.

(v5-17).

La ventaja es que si las especificaciones de formato de un estilo cambian, se modificarán también todos los fragmentos de texto a los que lo hayamos asociado. Por ejemplo, si usamos para el nombre de un subcapítulo un estilo llamado "Subcapítulo de sección" que tiene una fuente Arial de 12 puntos en negritas, y lo cambiamos a Times New Román de 14, entonces todos los subtítulos a los que  hallamos aplicado dicho estilo, se modificarán también.

(v5-18)

Ya vimos que para aplicar un estilo, podemos seleccionarlo en la ficha "Inicio", sección "Estilos". Podemos modificar los estilos en bloque con el botón "Cambiar Estilos", "Conjunto de Estilos". Ahí mismo podemos seleccionar nuevas combinaciones de colores para los estilos y/o tipos de letras.

(v5-19)

Si todas las combinaciones de estilos no cubren sus expectativas para generar un documento único e impecable para sus fines, entonces puede crear un estilo completamente nuevo con el disparador de cuadros de diálogo de la sección.

(v5-20)

Para modificar un estilo, pulsamos sobre él con el botón derecho del ratón y seleccionamos "Modificar…". Obviamente, el cuadro de diálogo resultante es el mismo que el que se usa para crear un estilo, por lo que no es necesario repetirlo aquí.
Considere que modificar alguno de los estilos preexistentes en Word, puede traer modificaciones inesperadas en otros documentos que los utilicen. Por eso es mejor crear, utilizar y modificar estilos propios.

Finalmente, si no le convence utilizar los estilos integrados de Word y sólo quiere copiar el estilo utilizado en una parte de su documento en otro, entonces puede utilizar el siguiente botón de la sección "Portapapeles", en la misma ficha "Inicio".

(v5-21)


5.10 Temas                

Como habrá podido observar, Word ofrece al usuario un conjunto determinado de estilos para títulos, texto, subtítulos, para citas, etcétera. Cada estilo, como decíamos, tiene un conjunto de características de formato. Pero a su vez, de modo jerárquico, un conjunto de estilos se agrupan en un tema. En la ficha "Diseño de página" usted podrá ver la sección "Temas", que no es más que distintos grupos de estilos. En otras palabras, si elige un tema distinto para su documento, el estilo "Título" seguramente cambiará sus características de formato. Los temas, por tanto, son un método aún más global para rediseñar fácil y rápidamente todo un documento cuyos estilos han sido claramente definidos.

(v5-22)

Como puede observar, también es posible modificar sólo los colores del tema (lo que cambiará los colores de los estilos), las fuentes y los efectos de los gráficos.

(v5-23)

Al respecto sólo nos resta mencionar que en lugar de pensar en crear temas nuevos para un conjunto de estilos experimente con los temas predeterminados de Word, seguramente ya hicieron algo muy cercano a lo que estaba usted pensando.

Búsqueda personalizada
© Luis Manuel González Nava. Diciembre-2009. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción por cualquier medio.