Búsqueda personalizada
Optimizado para
1024 x 768
© Luis Manuel González Nava. Diciembre-2010. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción por cualquier medio.  No está permitida su descarga y uso fuera de línea.
Suele ocurrir que el tamaño de texto que es útil al momento de realizar el dibujo, no es el adecuado cuando ese mismo dibujo se lleva a una presentación para ser trazado o publicado electrónicamente, tema que veremos en los capítulos 29 y 30 , pues en algunos caso el texto puede quedar muy pequeño o muy grande, lo que nos obligaría a ajustar el tamaño de los diversos objetos de texto de nuestro dibujo, lo cual puede llegar a ser increíblemente arduo a pesar del uso de los estilos de texto. Hay diversas soluciones para resolver el problema. Una de ellas sería utilizar el comando para escalar el tamaño del texto, pero su principal desventaja es que implica seleccionar los distintos objetos de texto a modificar, con el riesgo de omitir alguno y dar al traste con el resultado. La segunda solución sería crear un estilo de texto con tamaño fijo, estableciendo la altura. Al momento de realizar las presentaciones para impresión, podemos ajustar el tamaño del texto modificando el estilo utilizado. La desventaja consiste en que todos los objetos de texto tendrían que ser del tamaño impuesto por el estilo (o estilos) utilizado(s).
La solución propuesta por Autodesk se llama "Propiedad anotativa", la cual, una vez activada para los objetos de texto creados con el estilo, permite modificar fácil y rápidamente la escala de dichos objetos, ya sea para el espacio modelo en el que se está dibujando, o el espacio de presentación previo al trazado del dibujo. Como lo que se modifica es la escala del objeto de texto, no importa si los distintos objetos tienen entre sí tamaños de letra distintos, pues cada uno va a ajustarse a la nueva escala especificada manteniendo las diferencias proporcionales de tamaño entre ellos. Por tanto, tenga en cuenta que es preferible activar la propiedad anotativa de los nuevos estilos de texto que vaya creando, para que pueda modificar la escala de visualización de dichos objetos en los distintos  espacios de su dibujo (modelado o presentación, que se estudiarán en su momento), sin necesidad de editarlos posteriormente.
Por otra parte, volveremos con cierta frecuencia al tema de la propiedad anotativa, ya que los objetos de cotas, los sombreados, las tolerancias, las directrices múltiples, los bloques y los atributos, además de los objetos de texto, también la poseen, aunque, básicamente, funciona igual en todos los casos. Por lo que la estudiaremos en detalle más adelante, cuando hayamos revisado las diferencias entre espacio modelo y espacio papel.
Finalmente, en la parte inferior del cuadro de diálogo podemos ver que existe una sección llamada "Efectos especiales". Las tres opciones de la izquierda no requieren de mayor comentario pues sus resultados son obvios: "Cabeza abajo", "Reflejado a la izquierda" y "Vertical". Por su parte, la opción "Relación anchura/altura" tiene 1 como valor predeterminado, por encima de éste, el texto se ensancha horizontalmente; por debajo de uno se contrae. A su vez, el "Ángulo oblicuo" inclina el texto al ángulo indicado, por definición su valor es cero.

8.4 Texto de líneas múltiples

En muchas ocasiones, los dibujos requieren no más que una o dos palabras descriptivas. En algunos casos, en cambio,  las notas necesarias pueden ser de dos o más párrafos. Entonces, el uso de texto de una línea es absolutamente inoperante. En su lugar usamos texto de líneas múltiples. Esta opción se activa con el botón correspondiente que puede encontrarse tanto en el grupo "Texto" de la ficha "Anotar", como en el grupo "Anotación" de la ficha "Inicio". Tiene, por supuesto, un comando asociado, se trata de "Textom". Una vez activo, el comando solicita que dibujamos en pantalla la ventana que delimitará el texto de líneas múltiples, lo que crea, por decirlo así, el espacio de un pequeño procesador de palabras. Idea que se refuerza si activamos la barra de herramientas que sirve para dar formato al texto, la cual, a su vez, se equipara en funciones con la ceja contextual que aparece en la cinta de opciones.
El uso del "Editor de líneas múltiples" es muy simple y similar a la edición en cualquier procesador de textos, que son sumamente conocidos, por lo que le toca al lector practicar con estas herramientas. No olvide que la barra "Formato de texto" cuenta con un menú desplegable con opciones adicionales. Cabe decir también que para editar un objeto de texto de líneas múltiples usamos el mismo comando que para los textos de una línea (Ddedic), también podemos hacer doble clic sobre el objeto de texto, la diferencia es que en este caso se abre el editor que presentamos aquí, así como la ficha contextual "Editor de texto" en la cinta de opciones. Finalmente, si su objeto de texto de líneas múltiples se compone de varios párrafos, debe establecer sus parámetros (como las sangrías, interlineado y justificación), a través del cuadro de diálogo del mismo nombre.