Autocad 2013, de la pantalla a la realidad

Capítulo 12: Restricciones paramétricas

Cuando utilizamos una referencia a objetos punto final, o centro, por ejemplo, en realidad lo que estamos haciendo es obligar al nuevo objeto a compartir un punto de su geometría con otro objeto ya dibujado. Si utilizamos una referencia "Paralelo" o "Perpendicular" ocurre lo mismo, estamos forzando la disposición geométrica del nuevo objeto respecto a otro, de modo que si no está paralelo o perpendicular, según el caso y entre otras opciones, ese nuevo objeto no puede crearse.

Las "Restricciones Paramétricas" pueden verse como una extensión de la misma idea que inspira a las referencias a objetos. La diferencia consiste en que la disposición geométrica establecida queda como un requisito que el nuevo objeto debe cumplir permanentemente, o mejor dicho, como una restricción.

De este modo, si establecemos una línea como perpendicular a otra, entonces no importa cuánto modificamos esa otra línea, el objeto con restricción deberá mantenerse perpendicular.

Como es lógico, la aplicación de una restricción tiene sentido cuando modificamos un objeto. Es decir, sin restricciones podemos realizar cualesquier cambio a un dibujo, pero al existir éstas, los cambios posibles son limitados. Si vamos a dibujar con Autocad un objeto existente que no requiere ningún cambio, entonces no tiene ningún sentido aplicar en dicho dibujo alguna restricción paramétrica. Si, por el contrario, estamos realizando un dibujo de algún inmueble o una pieza mecánica cuya forma final aún estamos buscando, entonces las restricciones paramétricas son de gran ayuda, pues nos permiten dejar fijas aquellas relaciones entre los objetos, o sus dimensiones, que nuestro diseño debe cumplir.

Dicho de otro modo: las restricciones paramétricas son una gran herramienta para tareas de diseño, pues nos permite ir fijando aquellos elementos cuyas dimensiones o relaciones geométricas deben quedar constantes.

Existen dos tipos de restricciones paramétricas: Geométricas y de Cota. Las primeras especifican las restricciones geométricas de los objetos (perpendicular, paralela, vertical, etcétera), mientras que las de cota establecen restricciones dimensionales (distancias, ángulos y radios con un valor específico). Por ejemplo, una línea deberá ser siempre de 100 unidades o dos líneas deben formar siempre un ángulo de 47° grados. A su vez, las restricciones de cota pueden expresarse como ecuaciones, de modo que la dimensión final de un objeto esté en función de los valores (variables o constantes) de los que se componga la ecuación.

Dado que vamos a estudiar las herramientas de edición de los objetos a partir del capítulo 16, veremos aquí cómo crear, ver y administrar las restricciones paramétricas, pero volveremos a ellas en dicho capítulo.




¿Te gustó el contenido? ¡Compártelo con tus amigos!

 

¿Tienes comentarios?